Disfrutando de la cocina | Recetas

29.1.17

Cómo hacer Lamingtons - Postre nacional de Australia

Esta semana he preparado un postre muy internacional, los Lamingtons, para celebrar que el día 25 de enero es el día internacional de Australia. Bueno, eso es lo que me he dicho yo como excusa. La verdad es que me moría de ganas de hacerlos desde el embarazo. Imaginaros, unos tiernos bizcochitos cubiertos de glaseado de chocolate y coco rallado, ummmm!! Están impresionantes!!

Lamingtons

Lo malo de un embarazo de alto riesgo es que te toca hacer reposo, mucho reposo y es bastante aburrido. Lo bueno, es que me tragué todos los programas de cocina que hacían por la tele y en internet, vamos de todo. Un día hicieron los Lamingtons y me encantaron, ya os imaginaréis porque, unen dos de los sabores que más me gustan; el coco y el chocolate o el glaseado de chocolate, en este caso. Así que me apunté la receta en las pendientes.


Así que cuando vi, repasando el calendario, que era el día internacional de Australia, pensé esa es mi excusa para prepararlos. Los Lamingtons son el postre nacional australiano, y que por lo visto fueron creación de barón Lamington que era el gobernador de Queenland y los encontrarás en todos los supermercados del país. Pero como no voy a viajar a Australia de momento en un futuro cercano, nada mejor que hacerlos caseros.

Estos dulces son ideales, blandos y esponjosos por dentro, con el semicrujiente que le da el glaseado del chocolate y el coco por encima, considero que son de los mejores. Hay gente que les poner algún tipo de relleno por dentro, pero os aseguro que no es necesario y tampoco es la receta original. Estos dulces, guardados en una bote hermético aguantan perfectamente durante 5 días a temperatura ambiente.

Se van a convertir en uno de los postres que sirva cuando tenga visitas para “la hora del té”, y es que van perfectos para acompañarlos con un cafetito, un chocolate caliente o un chocolate a la taza al estilo italiano, sobretodo en estos días que hace tanto frio. Pero como se pueden tomar durante todo el año, también los podemos combinar con un batido de manzana y caramelo o uno de plátano y canela bien fresquitos. Y si ya queréis hacer una super combinación de sabores preparadlos con mis galletas de coco y chocolate que os hacen la ola!

Lamingtons

No os parece que esta receta dulce de los Lamingtons son súper cuquis? Ya sé que me pongo cursi, pero son unos dulces pequeñitos, suaves y tiernos, que te dan ganas de tomarlos con té, levantando el dedo meñique y con una gran pamela en la cabeza! Vosotros con que los tomaríais? 



INGREDIENTES – LAMINGTONS: 


 Para el bizcocho:

-250 gr de harina de trigo
-112 gr de mantequilla a temperatura ambiente
-190 gr de azúcar
-120 ml de leche entera
-2 huevos grandes
-1 cucharadita de esencia de vainilla
-2 cucharaditas de levadura química
-1 pizca de sal

 Para el Glaseado:

-225 gr de azúcar glas, lustre o impalpable
-120 ml de leche entera
-28 gr de cacao en polvo sin azúcar
-3 cucharadas de mantequilla
-coco rallado para decorar


Lamingtons


PREPARACIÓN DE LA RECETA – LAMINGTONS: 



En primer lugar, empezaremos preparando el bizcocho que luego bañaremos con nuestro glaseado de chocolate.

Primeramente,, precalentamos en horno a 180º y mientras preparamos la mezcla del bizcocho.

Es recomendable usar un molde cuadrado para no desperdiciar nada del bizcocho, ya que los lamingtons son porciones cuadradas. En este caso necesitaremos un molde de unos 20 cm aproximadamente. Lo untamos con mantequilla o con un spray desmoldante y reservamos.

Seguidamente, tamizaremos la harina, la levadura química y la sal, y reservamos.

 A partir de aquí, pondremos en un bol la mantequilla y el azúcar que mezclaremos con la ayuda de las varillas hasta que quede esponjosa y claree. En este momento, iremos añadiendo los huevos uno a uno a la mezcla, mientras vamos incorporando con la ayuda de las varillas. Los iremos haciendo todos hasta que nos quede una mezcla homogénea.

Agregamos la esencia de vainilla y mezclamos de nuevo para que quede bien repartida.

Con la ayuda de nuestra espátula iremos agregando poco a poco la mezcla de harina y la leche alternándolos. Lo añadiremos en 3 veces, empezaremos añadiendo la harina y acabaremos también con ella.

Una vez tenemos todo bien incorporado, verteremos la mezcla en nuestro molde que teníamos reservado y con nuestra espátula la repartiremos uniformemente por todo el molde. Damos un par de golpes sobre nuestra mesa de trabajo para que se acabe de repartir bien y ya lo podemos meter en el horno previamente precalentado.

Hornearemos el bizcocho durante 30 minutos. Para estar seguros que está bien cocido, acordaros de pinchar con un palillo de madera el centro y si sale limpio es que ya está cocido. Sino lo dejaremos uno minutos más. Así hasta que el palillo no salga limpio.

Cuando ya tenemos le bizcocho bien cocido, lo sacamos del horno y lo dejaremos enfriar durante 5 minutos en el molde, pasado el tiempo lo desmoldamos y lo dejamos enfriar totalmente sobre una rejilla.

Finalmente, cortamos nuestro bizcocho en cuadraditos, intentando que nos queden lo más iguales posibles. Los meteremos en un recipiente hermético en le frigorífico, mínimo 2 horas, pero si puede ser durante toda la noche.



Pasado el tiempo de espera, prepararemos el glaseado para nuestros Lamingtons.

Para hacerlo pondremos en un bol todos los ingredientes y los desharemos poniendo el bol al baño maría sobre un cazo con agua hirviendo. Con unas varillas lo mezclaremos bien para que nos quede bien incorporado. Removeremos hasta que la mezcla nos quede suave pero un poco espesa, lo suficiente para bañar nuestros bizcochitos.

Si nos queda muy líquida el glaseado puede quedar muy delgado y el bizcocho lo absorberá. Cuando ya tenemos listo nuestro glaseado, prepararemos un plato con el coco rallado.

 Y haciendo una cadena iremos mojando nuestros bizcochos en el glaseado, los dejamos escurrir en una rejilla con una papel de aluminio debajo para recoger el sobrante (de esta forma lo podemos volver a reutilizar). Y cuando esté un poco escurrido los pasaremos por el coco rallado, procurando que nos queden cubiertos por todos lados.

Pondremos nuestros Lamingtons en una bandeja limpia y los dejamos reposar un rato.

Si se nos espesara demasiado el glaseado sólo debemos volverlo a poner al baño maría y se volverá quedar más líquido. Este proceso se puede repetir todas las veces que necesitemos. Y ya los tenemos listos para servir y disfrutar.

ESTAS RECETAS TE PUEDEN IR MUY BIEN PARA ACOMPAÑAR A LOS LAMINGTONS:





Todas estas recetas las comparto también en las redes sociales: Facebook, Twitter, Google+, Pinterest, YouTube e Instagram, si quieres sígueme y así estarás al día de todo.

Si te gusta la cocina, tanto si eres un cocinillas, un principiante o un experto, y quieres puede participar en nuestro grupo de cocina Disfrutando de la Cocina en Facebook. Donde podrás compartir, descubrir y disfrutar de estas recetas y muchas más.

Si quieres COMPARTIR dale al botón y suscríbete a las Redes Sociales!

  Facebook Twitter Google+ Pinterest Instagram

Buen provecho y seguid Disfrutando de la Cocina!

Otras recetas que te pueden interesar:

TARTA DE MANZANA DE HOJALDRE POLLO A LA CERVEZA PASTELITOS DE SALMON ARROZ CARNE RAPIDO CORDON BLEU DE LOMO DE CERDO CON JAMON Y QUESO GALLETAS DE CALABACIN Y CHOCOLATE LAGRIMITAS DE POLLO MARGARITA DE CHISTORRA

No hay comentarios:

Publicar un comentario